En casos de baja médica por enfermedad común o accidente no laboral, el trabajador percibirá una retribución por parte de la empresa, la cual está sujeta a unos mínimos legales que pueden ser o no mejorados por el Convenio Colectivo de aplicación a la empresa.

1. Retribución mínima obligatoria a abonar por la empresa (si en convenio no establece mejoras obligatorias):

Desde el día de la baja, al día 15: la empresa no percibirá ningún complemento de la Seguridad Social y deberá abonar al trabajador el 60% de la base de cotización a partir del cuarto día.

Del día 16 al día 20: el empresario deberá abonar al trabajador el 60% de la base de cotización, recibiendo dicha cantidad de la Seguridad Social a través de los correspondientes abonos en los seguros sociales.

Del día 21 en adelante: la empresa retribuirá al trabajador con la cantidad correspondiente al 75% de la base de cotización, recuperándola luego de la Seguridad Social a través de los seguros sociales.

2. Salario que percibirá el trabajador afectado por la incapacidad temporal (si el Convenio Colectivo no estable complemento y la empresa voluntariamente decide no complementar su nómina):

Del día 1 al día 3: no percibe ningún salario.

Del día 4 al día 20: percibe el 60% de la base de cotización.

Del día 21 en adelante: el trabajador percibe el 75% de la base de cotización.